Saltar al contenido

10 formas de hacer que tu hogar sea más eficiente energéticamente

Hacer que su hogar sea más eficiente energéticamente puede ahorrarle dinero en sus facturas de energía y reducir su huella de carbono. Hay muchas cosas que puede hacer para que su hogar sea más eficiente, y la mayoría de ellas son fáciles y asequibles.

Este artículo analiza diez formas en que puede hacer que su hogar sea más eficiente energéticamente. Comenzaremos con los cambios más simples y avanzaremos hacia soluciones más complejas. Siguiendo estos consejos, puede marcar una diferencia real en la cantidad de energía que gasta cada día.

  • Instalar bombillas de bajo consumo

Las bombillas anticuadas, como las antiguas bombillas incandescentes y halógenas, eran muy ineficientes y desperdiciaban mucha energía. Hoy en día, la mayoría de las bombillas son mucho más eficientes.

Lámparas ahorradoras de energía usan menos energía que las bombillas incandescentes, lo que significa que pueden reducir la factura de electricidad de su hogar si cambia todo a bombillas de bajo consumo. Ahora están disponibles en una variedad de formas, tamaños y colores.

  • Aprovecha la luz natural

Una de las mejores maneras de hacer que su hogar sea más eficiente energéticamente es usar la mayor cantidad de luz natural posible. En lugar de encender las luces durante el día, abre la ventana y deja que la luz natural del sol ilumine tu hogar.

Varios empresas de ventanas puede ayudarlo a determinar qué estilos de ventana se adaptarán mejor a su hogar durante el día.

El aislamiento es una excelente manera de hacer que su hogar sea más eficiente desde el punto de vista energético, ya que reduce la pérdida de calor en invierno y la pérdida de aire fresco en verano.

Cuanta menos pérdida de calor experimente su hogar, menos tendrá que pagar por las facturas de calefacción. Puede obtener una evaluación gratuita de la energía del hogar de una compañía de aislamiento que le brindará excelentes maneras de mantener su hogar mejor aislado.

  • Baje la temperatura de su calentamiento de agua

Calentar agua consume mucha energía, por lo que bajar la temperatura del agua caliente puede ser una manera simple y efectiva de reducir esos costos.

Sin embargo, si no quiere ducharse con agua fría en los días fríos, intente ducharse en lugar de bañarse y use agua más fría cuando lave los platos o la ropa.

Es una buena idea enchufar todos sus dispositivos de bajo consumo en regletas de enchufes. Muchos dispositivos pequeños siguen consumiendo energía incluso después de haberlos apagado, lo que se conoce como consumo de energía «fantasma».

El uso de regletas de enchufes con interruptores de encendido/apagado hace que sea más fácil apagar todos los dispositivos que no están en uso.

  • Ajuste su termostato más bajo en verano y más alto en invierno

La temperatura a la que pones tu calefacción central o aire acondicionado no tiene por qué ser la misma durante todo el año.

Mantenga su termostato un poco más bajo de lo habitual durante el invierno para que pueda ahorrar en las facturas de energía sin sentirse demasiado incómodo.

En el verano, sin embargo, sube la temperatura para que puedas mantenerte fresco por menos.

Incluso cuando los dispositivos no están encendidos, pueden consumir mucha energía de una fuente de alimentación constante.

Por ejemplo, un cargador de teléfono con una luz LED encendida constantemente puede consumir casi 10 vatios de energía por hora, que se acumulan con el tiempo. Desenchufe sus dispositivos cuando no estén en uso para reducir el consumo de energía fantasma.

lata secadora consumir mucha energía porque calientan el vapor de agua a temperaturas muy altas. El secado en línea al aire libre es la forma más eficiente de secar la ropa. También le ahorra dinero en facturas de servicios públicos. Sin embargo, si no tiene una línea al aire libre, simplemente cuelgue la ropa en el interior para que se seque.

Si cuelga su ropa en un tendedero o perchero, puede secar su ropa mientras ahorra en las facturas de energía.

  • Lavar la ropa en agua fría

Lavar la ropa con agua caliente es muy ineficiente ya que consume mucha energía. Además, el uso de agua fría es más efectivo que el agua caliente para eliminar la suciedad y las manchas de las telas, por lo que lavar con agua fría ayuda a mantener la ropa como nueva sin gastar energía.

Las plantas de interior son excelentes para limpiar el aire de su hogar, por lo que tener plantas de interior en su hogar es una manera fácil de hacer que sea más eficiente energéticamente.

Hay varios sitios web que pueden brindarle consejos sobre el cuidado de diferentes plantas de interior, así que investigue un poco sobre los tipos de plantas que desea y aprenda cuánta luz solar necesitan.

Pequeños cambios en la forma en que su hogar usa la energía pueden tener un gran impacto en sus facturas mensuales de energía. Siguiendo los consejos de este artículo, puede hacer que su hogar sea más eficiente energéticamente y reducir su huella de carbono.

¿Te ha gustado post? Valóralo 😉

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Periódicos Digitales no permite esta acción.