Saltar al contenido

¿Qué es un gato calicó?

¿Alguna vez has oído hablar de Calico Cat? Probablemente haya visto uno caminando por la calle, durmiendo en un jardín tranquilo o mirando a la gente desde el alféizar de una ventana si no tiene uno. El gato calicó no es una raza de gatos pequeños y de patas blandas; es simplemente un gato macho de pelaje tricolor, blanco, naranja y marrón. ¿De dónde viene este abrigo inusual? ¿Cuáles son sus orígenes? ¿Es cierto que solo existen hembras calicó? ¿Cuáles son las leyendas que rodean a este gato tan misterioso? Descubramos juntos algunos de sus secretos…

¿Qué es un gato calicó?

El calicó no es una raza de gato, sino una variación en el color del pelaje que se encuentra en diferentes razas. Un gato calicó es un gato tricolor, calicó es el nombre de su pelaje distintivo que presenta parches perfectamente distintivos de colores blanco, rojo y tostado. Sin embargo, cada gato calico tiene sus propios motivos; estos son únicos, como las huellas dactilares. De hecho, es imposible encontrar dos gatos Calico con el mismo mosaico de color, incluso dentro de la misma raza.

¿Cuáles son los orígenes del vestido percal de la firma?

El pelaje tricolor de los gatos calico no es un hecho de una raza. Es una mutación genética que se produce a nivel del ADN del animal. Esta mutación no cumple con los criterios geográficos o raciales; todos los gatos pueden verse afectados, independientemente de su raza, incluso los gatos callejeros. Cuando los criadores han intentado cruzarlos con gatos calicó, no es posible predecir cómo se verán los gatitos porque la coloración del cabello es completamente aleatoria.

¿Todos los gatos calicó son hembras?

Debes saber que casi el 99,9% de los gatos calicó son hembras. ¿Por qué? La razón es simplemente genética. El color particular de su pelaje está relacionado con el sexo del animal.

En cada célula de gato hay 19 pares de cromosomas, uno del padre, uno de la madre dentro de cada par. Cada cromosoma tiene alelos que determinan el color del pelaje, pero también el del ojo o el tamaño del animal.

Los vendajes de calicó se vuelven posibles cuando uno de los dos cromosomas de una mujer está inactivo. El pelaje de carey es la misma anomalía genética, igual de infrecuente y selectiva, provocada por mutaciones inimaginables.

Dado que aproximadamente el 99,9 % de todos los gatos calicó son hembras, esto significa que el 0,01 % de estos gatos machos son machos. De hecho, solo hay un gato calicó en 3000 gatos tricolores. En comparación, solo 1 de cada 10.000 machos calicó es fértil. La mayoría de los machos calicó estériles, dado su pequeño número, describen una sección de dominancia femenina tricromática dominante.

Además, el género se define por el color y el contraste. Llamamos células femeninas con dos cromosomas X. Por ejemplo, el color naranja de un gato solo se puede atribuir a genes en el cromosoma X. Solo el color blanco se toma del gen S, un cromosoma autosómico que da lugar a ciertas manchas claras en el pelaje. Además, el hecho de que todos los gatos felinos sean blancos y marrones (o negros) solo funciona en animales con dos cromosomas X. Sin embargo, los cromosomas X pueden transmitirse a la madre o al padre que tienen cromosomas XY.

En resumen, las mujeres tienen dos cromosomas X, lo que les permite pasar las mentiras y las naranjas a sus hijos. Los machos, por otro lado, tienen un cromosoma X. Por lo tanto, pueden pasar negro o naranja a sus gatos, pero no ambos. El cromosoma Y no afecta el color del pelaje, solo se usa para determinar el sexo del gato.

Ha agregado propiedades genéticas a este diseño ya muy complejo. El gen principal que causa el color del pelaje del gato es el gen B. Este gen puede ser B y, por lo tanto, dominante, lo que significa que tiene un tamaño esférico más grande y, por lo tanto, es recesivo, lo que significa que está cubierto por el gen dominante. Por ejemplo, el gen B da el color negro y el gen b da el color chocolate. La expresión del gen B puede estar influida por otros genes presentes en otros cromosomas. Por ejemplo, el naranja proviene del gen O. Entonces, si el gen O (dominante) puede afectar a B, el gen o (recesivo) no puede solucionarlo.

Por lo tanto, para obtener un calicó, es importante que el blanco intenso sea el naranja más sensible al negro y que el gen S (cromosoma no sexual) esté activo en el reconocimiento de la materia blanca. ¡Es fácil ver lo difícil que es encontrar un gato afortunado! Así, el raro macho calicó es el resultado de una doble mutación genética que podría explicar su infertilidad.

Calico Cat Estilos e historias sobre ellos

Eso muestra un estudio de UC Davis El sexo de Calico Cat Son más agresivos y agresivos que otros gatos porque se rascan con más facilidad que otros gatos. Sin embargo, es casi imposible que el color del pelaje afecte la apariencia del gato.

Dado que los gatos calicó son raros y sus nacimientos son naturales, existen muchos mitos sobre ellos. Calico existió desde el antiguo Egipto, y se ha encontrado un remanente de estos animales tricolores. Han sido dotados de poderes mágicos durante siglos, y a los marineros japoneses les encanta tener a otros a bordo. Estos gatos son conocidos por proteger a los empleados y protegerse contra los malos espíritus durante las tormentas.

¿Te ha gustado post? Valóralo 😉

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Periódicos Digitales no permite esta acción.